Con la colaboración de la delegación de Bowen, el Área Departamental de Salud y el Hospital Enfermeros Argentinos, se realizó un exhaustivo operativo de hisopados en el paraje de Canalejas. También se sumó personal de salud del Gobierno de San Luis para hisopar a los habitantes del vecino paraje puntano de Bajada Nueva.
El operativo tuvo lugar en la mañana de este viernes en el paraje de Canalejas con el objetivo de conocer la situación sanitaria de los vecinos del lugar. El delegado de Bowen, Hernán Climent expresó: “Esta es una muestra más del Estado al servicio de la gente, recorriendo todo el paraje a la espera de que la próxima semana puedan empezar las clases, por eso esta tarea también se hace en Bajada Nueva, ya que en el albergue tenemos chicos de ese paraje puntano”.
Además, la próxima semana, se espera trabajar en conjunto con Municipio Saludable para tramitar los turnos para la vacunación antigripal, como así también los turnos para las vacunas de Covid. Es importante destacar que en esta zona coexisten vecinos de dos parajes distintos, Canalejas del lado de Mendoza y Bajada Nueva en la parte de San Luis, allí se comparten negocios, educación y un albergue para los niños, por eso las tareas se realizaron de manera compartida con el personal de salud de la provincia puntana.
El Director del Área Departamental de Salud, Juan José Castro, manifestó: brindó más detalles acerca de las tareas realizadas durante este operativo: “Esto dio inicio cuando el chofer y el enfermero del lugar nos comunican que había dos hermanos con síntomas, el resultado de los hisopados fue positivo y por eso se decidió realizar este operativo rápidamente para poder realizar un barrido general a todos los pobladores”. 
Acerca del operativo de vacunación, Castro dijo: “La respuesta es acorde a las dosis que nos van enviando, nos hemos dividido hasta en tres grupos para dar respuesta a la gente. Es importante mencionar que al primer síntoma hay que hisoparse, es algo rápido y los resultados los tenemos al otro día”.